Petmate comedero programable para perros y gatos

Artículo No. PET24657
Puntuación clientes: 5 de 5

Petmate comedero programable para perros y gatos

¡No te lo pierdas! 12% de descuento en tus compras online
Artículo No. PET24657
Puntuación clientes: 5 de 5
Comedero programable para perros y gatos, con depósito y selección automática de horario y raciones para llenar su plato aunque no estés en casa.
131.99€
Disponibilidad:
  • Este producto no está disponible
Información de Envío

Detalles

Comedero programable para perros y gatos Petmate con pantalla LCD.

El comedero programable para perros y gatos Petmate es una gran solución para mascotas que pasan tiempo solas en casa y que dejarles el comedero lleno es un problema porque no tienen mesura y comen con ansiedad.

Pero con este comedero programable, tú podrás elegir cuánto y cuánto come tu mascota y que no pueda acceder a más comida.

Toda la programación la puedes gestionar desde la pantalla LCD de la base del depósito en la que puedes seleccionar entre los 3 horarios preseleccionados. También debes marcar la ración que el depósito dispensará al plato: desde ¼ de taza hasta 2 tazas por comida.

 

Características:

  • Comedero programable para perros y gatos con depósito.
  • Llena el comedero automáticamente en la hora señalada.
  • Perfecto para cuando tu mascota está sola en casa.
  • Puedes elegir entre los 3 horarios preseleccionados.
  • Puedes elegir entre las raciones preseleccionadas.
  • Funciona con pilas alcalinas.

 

Detalles del producto:

El Comedero programable para perros y gatos Petmate está compuesto por un plato de plástico resistente, un depósito transparente para 4,5 kg de pienso, mejor si son croquetas de tamaño mediano.

El depósito lleva una tapa superior para rellenarlo fácilmente.

No es un sistema apto para comidas húmedas.

El comedero programable para perros y gatos Petmate funciona con 3 pilas alcalinas tipo D que no se incluyen, y que tienen una duración aproximada de 6 meses.

 

 

No tendrás que preocuparte si te retrasas en llegar a casa y tu mascota te espera impaciente, porque el comedero automático ya le habrá servido su ración de comida y estará muy tranquilo y con el estómago lleno.