Diferentes tipos de arenas para gatos

Tanto si es la primera vez que tienes gato, como si llevas toda la vida compartiendo hogar con felinos, probablemente todavía no tengas muy claro cuál es la mejor arena para gatos. ¡Con este post te convertirás en un experto!

¿Cómo elegir la arena para gatos?

Son varios los factores que influyen a la hora de elegir un tipo de arena para gatos u otro:

  • Número de gatos en casa: no es lo mismo tener un solo gatito que convivir con cinco, un detalle que afecta a la hora de elegir su arena. En este tipo de casos lo más recomendable es optar por la arena de gato de sílice o la arena de gato biodegradable, que retienen mejor el olor y son más duraderas y absorbentes. 
  • Estilo de vida: el tiempo que puedes dedicar al mantenimiento del arenero es fundamental para decantarte por una arena u otra. De modo que si dispones de suficiente tiempo libre, puedes elegir una arena económica absorbente. En caso contrario, deberías escoger un tipo de arena para gatos que ofrezca un margen de tiempo adaptado a tus circunstancias. 
  • Las características del propio hogar: además del número de gatos que tienes en casa y el tiempo que les puedes dedicar, el espacio del hogar también es importante. Así, dependiendo del tamaño de la casa, puedes habilitar una zona apartada para el arenero, donde no moleste el olor hasta que puedas limpiarlo. Y de no tener suficiente espacio, tendrías que optar por una arena inodora y más duradera.

Arena de gato de sílice

Este tipo de arena para gatos merece una mención especial. La razón es que absorbe rápidamente el pis del minino, en lugar de enviarlo al fondo del arenero, y neutraliza el olor. Además, su acción antibacteriana hace que esta clase de arena se mantenga en buenas condiciones durante más tiempo, por lo que exige menos mantenimiento que otras.

Con todo, las suaves y finas perlas de sílice de las que está hecha esta arena evitan que el gato sufra problemas respiratorios e irritaciones al no formar humedad ni polvo apenas. Y tampoco se pegan a las patas del animal, de modo que este no ensucia la casa una vez que usa el arenero. 

Por todo ello, la arena de  gatos de sílice es la opción más higiénica, sin olvidar que también es biodegradable

¿Cuáles son las ventajas y desventajas en los diferentes tipos de arenas para gatos?

Teniendo en cuenta los pros y los contras de cada tipo de arena para gatos, conoce qué ofrece cada una de ellas.

¿Cuál es la arena para gatos más barata? 

La arena absorbente es la que encontrarás al precio más bajo. Es una de las más populares y utilizadas. Está compuesta por sepiolita, un mineral poroso muy absorbente y al no ser aglomerante requiere que se cambie frecuentemente con tal de mantenerla seca y limpia. 

La ventaja de la arena absorbente es que es la opción más económica y no resulta difícil de encontrar. Resulta ideal para un solo gato y para casas grandes que dispongan de una zona especial donde situar el arenero o bien para dueños con tiempo suficiente para cambiar la arena. También es cómoda para emergencias o simplemente para salir del paso. 

Sin embargo, necesita ser repuesta a menudo y es que, de no hacerlo, produce un olor muy fuerte. Aspecto por el que tal vez el gato no quiera hacer sus necesidades dentro del arenero. 
Pese a ello, la arena con perlas de sílice no es excesivamente cara y ofrece muchas más ventajas tanto para el mantenimiento del arenero como para la propia higiene y comodidad del gato.

¿Cuál es la arena para gatos más fácil de limpiar?

Por su parte, la arena aglomerante tiene la capacidad de formar conglomerados sólidos una vez que entra en contacto con el líquido. Todo esto es posible gracias a la bentonita, una arcilla verdaderamente absorbente. Dichos conglomerados resultan muy fáciles de limpiar y es que con tan solo una pala se pueden recoger tanto los excrementos sólidos como los líquidos del arenero.
Un aspecto a destacar de la arena aglomerante es que tanto su mantenimiento como la retirada de desechos es cómoda, ideal si el gato es excesivamente escrupuloso. Pese a ello, es una clase de arena tan fina que levanta mucho polvo, el cual se puede quedar pegado en las patas del gato.


¿Qué arena para gatos es la más duradera?

Si el problema se reduce a una cuestión de tiempo, entonces la mejor opción es la arena absorbente sintética, entre las que se encuentran la arena de  gatos de sílice, gel de sílice o con perlas de sílice. Este tipo de arena para gatos retiene de forma rápida y eficaz el olor de la orina, garantizando igualmente un entorno higiénico y más saludable dentro del propio arenero. 

Entre sus ventajas cabe mencionar que es una arena inodora, que no genera polvo y que resulta muy duradera. Por el contrario, está hecha de un material artificial que no siempre es del gusto del gato. De modo que si tienes varios gatos y poco tiempo para mantener el arenero, este es el tipo de arena para gatos que necesitas.

¿Qué arena para gatos es más ecológica?

Finalmente, si estás comprometido con el cuidado al medio ambiente, la arena para gatos biodegradable es tu solución. Esta clase de arena está compuesta por restos de serrín o fibras de madera recicladas y actúa como la arena aglomerante, siendo incluso más rápida a la hora de absorber el olor. Su precio es mayor que cualquiera de los ejemplos anteriores pero garantizas tu contribución al medio ambiente.

La principal ventaja de la arena para gatos biodegradable es que puede tirarse por el inodoro. Sin embargo, los gatos tienden a esparcirla y entonces toca barrer alrededor del arenero. 

Para finalizar, aquí tienes un resumen visual de todo lo mencionado anteriormente:

tipos de arena para gatos

Además, Laura en Kiwoko TV te explica con este breve pero informativo vídeo los tipos de arenas que existen para tu gato. No olvides suscribirte y recibir información tan útil como esta:

El objetivo de tomar una decisión correcta con el tipo de arena para gatos no es otro que el bienestar de tu minino. Esperamos haberte puesto un poquito más fácil la elección y si tienes alguna duda puedes pasarte por alguna de nuestra tiendas Kiwoko o hacer tu pedido directamente en kiwoko.com o por teléfono.