Mi gato no para de maullar

¿Te has preguntado alguna vez por qué maúllan los gatos? Las razones cambian a medida que crecen de gatitos a gatos adultos. Los gatitos maúllan a sus madres cuando tienen hambre, frío o miedo. Pero una vez que los gatos crecen, usan otras vocalizaciones, como aullidos, silbidos y gruñidos, para comunicarse entre sí. Para la mayoría de los humanos los maullidos son un enigma.

Si tu gato está maullando un poco más de lo que debería, trata de averiguar la causa primero. Una vez que sepas la razón, podrás trabajar para que intentar que tu gato maúlle menos.

¿Por qué mi gato maúlla tanto?

La intensidad y la cantidad de maullidos varía según la raza e incluso del propio animal. Las razas orientales, especialmente los gatos siameses, son conocidos como grandes "maulladores", por lo que si te ponen nervioso los maullidos probablemente deberías elegir otra raza.

Los gatos maúllan por muchas razones, entre ellas se incluyen las siguientes:

Por posible enfermedad

El primer paso es que tu veterinario le haga una revisión. Hay muchas enfermedades que pueden hacer que un gato sienta hambre, sed o dolor, todo lo cual puede desembocar en un maullido excesivo.

Para llamar la atención

A pesar de lo que algunos piensan, a los gatos no les gusta mucho estar solos. Los gatos a veces maúllan para iniciar el juego, para que los acaricies o para hacer que hables con ellos. Si quieres acabar con este tipo de maullido, deja de responder cuando esto suceda. Préstale atención solo cuando esté callado. Pasa tiempo de calidad cada día con él, jugando, arreglándole el pelo y hablándole. Notarás la mejoría.

Para pedir comida

Algunos gatos maúllan cada vez que alguien entra en la cocina, con la esperanza de comer algo. Y muchos gatos se vuelven muy ruidosos cuando se acerca su hora de comer. Si este es el problema, no alimentes a tu gato cuando llore. Espera hasta que se calme para darle de comer, y no le des golosinas cuando maúlle. Si esto no funciona, hazte con un dispensador de comida automático que se abra a horas fijas. Así tu gatito maullará al comedero y no a ti.

Te está diciendo ¡Hola, qué tal!

Muchos gatos maúllan cuando su familia vuelve a casa, o incluso cuando se encuentran con ellos en casa. Este es un hábito difícil de romper, pero míralo por el lado positivo: tu gatito te está diciendo que está feliz de verte.

Demasiado tiempo solo

Si tu mascota pasa demasiadas horas al día sola, piensa en la posibilidad de tener un cuidador de mascotas para que vaya a visitarla durante el día.

Por estrés

Los gatos que están experimentando estrés a menudo se vuelven más maulladores. Una nueva mascota o un nuevo bebé, una mudanza o cambios en el hogar como una enfermedad o la pérdida de un ser querido pueden convertir a tu gato en un maullador. Intenta descubrir qué es lo que está estresando a tu mascota y ayúdala a adaptarse al cambio. Si eso no es posible, presta a tu gato más atención para ayudar a calmarlo.

Signos de la vejez

Los gatos, al igual que las personas, pueden sufrir signos de confusión mental o disfunción cognitiva a medida que envejecen. Se desorientan y a menudo lloran sin razón aparente, especialmente por la noche. Una luz nocturna a veces puede ayudar si tu gato se desorienta por la noche, visita a tu veterinario para que le ayude a aliviar estos síntomas.

La llamada del amor

Si tu gato no está esterilizado, entonces vas a escuchar mucho más ruido. Las hembras aúllan cuando están en celo y los machos aúllan cuando huelen a una hembra en celo. Vivir con ambos puede ser enloquecedor. Esterilizar a tu mascota evitará esto.

¿Por qué maúllan los gatos por la noche?

Los gatos son animales nocturnos por naturaleza, y es por este motivo que prefieren dormir más por el día pues su instinto es cazar por la noche pequeños roedores. Así que es normal que cuando el sol desaparece tengan más actividad física y estén más atentos a su entorno. La razón de sus maullidos nocturnos pueden seguir siendo alguna de las citadas en el párrafo anterior. Te animamos a leer este post sobre cómo educar a un gato a dormir durante la noche.

¿Por qué maúlla tu gato en la puerta?

A parte de los motivos mencionados, si tu gato ha sido recogido de la calle, es posible que 'eche de menos' trepar por los árboles, o estar con otros gatos... No todo los gatos callejeros se adaptan igual de bien o de rápido a estar en un piso, y por eso maúlla con cierta melancolía. Deberás tener paciencia, darle juego y mucho cariño. En unos días deberá desaparecer este comportamiento.

Por otra parte, los gatos también son territoriales, y no les suele gustar las puertas cerradas y no tener acceso a ciertas zonas. Es posible que esté reclamando que le abras la puerta para inspeccionar.

Por último, no lo castigues por maullar porque no resolverá nada. Y no te rindas. Si tu gato está acostumbrado a conseguir lo que quiere maullando, maullará más y más fuerte cuando deje de funcionar. En otras palabras, probablemente empeorará antes de mejorar. Sólo sigue recompensando el comportamiento silencioso pero no ignores los maullidos de tu gato sin asegurarte antes de que no hay ningún problema.

Como último consejo, asegúrate que siempre tiene todo lo que necesita: comida, juego, un lugar cómodo y mucho amor.

En Tiendas Kiwoko y en Kiwoko.com tienes todo lo que necesitas para los cuidados de tu gato. Además, desde el estado de alarma para más facilidad puedes hacer tu pedido por teléfono.

Etiquetas:
,