Alaskan Malamute: Consejos, cuidados y características

Nombre: Alaskan Malamute
Origen: Ártico
Esperanza de vida: 10 - 12 años
Colores: Blanco, marrón, negro, rojo
Pelo: Largo
Tamaño: Grande
Altura: Hasta 66 cm
Peso: Hasta 43 kg
Temperamento: Leal, noble, sociable, dócil, cariñoso
Necesidades: Cuidado de sus ojos, orejas y uñas, cepillado
Aptitudes: Perro de trineo, compañía
Perfecto para: Toda clase de personas

El Alaskan Malamute proviene del ártico y está relacionado con los perros de trineo. Se asemeja físicamente a un lobo y, por esta razón, llama la atención de forma instantánea. Suele confundirse con el husky siberiano y se caracteriza por ser leal, muy noble, resistente y muy trabajador

Origen del Alaskan Malamute

El Alaskan Malamute se originó en el ártico. Entre sus ancestros se encuentra el lobo ártico. 

Normalmente eran usados para tirar de los trineos. Asimismo, colaboraba en las actividades de caza. Teniendo en cuenta que con el paso del tiempo los medios de transporte fueron cambiando, estos canes cada vez se fueron usando menos para este tipo de actividades. Sin embargo, a día de hoy las personas siguen sintiendo pasión por esta raza en numerosos países del mundo.

Carácter del Malamute de Alaska

El Alaskan Malamute es un perro que se caracteriza por ser sociable, dócil y cariñoso, ya no solo con sus dueños, sino también con los desconocidos. 

Para comportarse de la forma correcta requiere disciplina, por lo que necesita a una persona responsable que sepa guiarle en su educación

Es muy inteligente, pausado y tranquilo. Le encanta jugar y protege a los más pequeños de la casa. Con el entrenamiento adecuado presume de ser un can muy equilibrado.

Salud y cuidados

La raza Alaskan Malamute necesita hacer ejercicio de manera continua. Este no tiene que ser extremo, pero sí moderado. 

En el caso de que viva en un clima cálido, hay que tener cuidado con los golpes de calor

Un piso pequeño no es ideal para este tipo de perros. Lo más recomendable para ellos es un patio o un jardín. De este modo, tiene la posibilidad de liberar energía de manera constante. Por supuesto, no es cuestión de tenerlo aislado, sino que pueda mover su cuerpo de una forma cómoda, sin que se sienta encerrado en ningún momento. 

Asimismo, es importante cuidar tanto sus orejas, como sus uñas y sus ojos, tal y como lo haríamos con otro tipo de razas.

Alimentación de un Alaskan Malamute según su edad

No es lo mismo alimentar a un Alaskan Malamute cachorro que a un Alaskan Malamute adulto. Hay que tener en cuenta varios factores para hacerlo de forma adecuada en cada caso.

Alaskan Malamute cachorro

A las ocho semanas de edad, un Alaskan Malamute cachorro se queda sin la leche materna. A partir de aquí necesitará de tres a cuatro comidas diarias si el animal tiene entre dos y seis meses. Un pienso especial para su edad será perfecto. 

Cuando tenga más de seis meses y menos de un año, las comidas se reducirán a dos al día, teniendo en cuenta siempre su actividad y la tolerancia de su estómago. 

Alaskan Malamute adulto

Si escoges un pienso de calidad, el Alaskan Malamute adulto no necesitará más que este alimento para sentirse sano y enérgico. En el caso de que apuestes por darle comida casera, recuerda que un tercio de las cantidades ingeridas deben de ser de carne, otro tercio de verdura y otro tercio de arroz.

Una buena alternativa es ofrecerle un pienso rico en proteínas, vitaminas y minerales que, además de nutrirlo como es debido, le aporte la energía que necesita en su día a día. Y por otro lado, un alimento que mantenga saludable tanto su piel y pelaje sería adecuado para esta raza de perro, que utiliza su manto para resguardarse de las inclemencias climatológicas.

Tipos de Alaskan Malamute

Los colores del Alaskan Malamute van desde el blanco hasta el negro, pasando también por el rojo y el marrón.

Alaskan Malamute blanco

Aunque no nazcan completamente blancos, los Alaskan Malamute de este color van aclarándose a medida que pasa el tiempo.

Alaskan Malamute marrón

En este caso, el Alaskan Malamute muestra un tono marrón en aquellas partes del pelo que aparezcan coloreadas. No se trata de la imagen más común de esta raza, por ello llama tanto la atención con su aspecto.

Alaskan Malamute negro

Estos perros suelen tener en la base una banda blanca. Además, presumen de una máscara muy definida sobre la que se encuentran unas cejas blancas. El resto del pelaje es de color negro.

Alaskan Malamute rojo

Su cuerpo presenta un tono rojizo excepto en las patas, en la zona inferior, en los labios, en la nariz y en el borde de los ojos.

Tipo de pelo

El Alaskan Malamute suele tener el pelo largo, a veces unos ejemplares más que otros. Esto se debe a sus orígenes. De este modo, cuentan con la posibilidad de refugiarse del frío. Su capa es muy áspera, por lo que necesita cepillados frecuentes, pero sus baños no deben ser muy rutinarios.

Asimismo, dependiendo del clima, el Alaskan Malamute puede perder más o menos pelo. Con un cepillo es necesario ir retirando todo el pelaje que va cayendo con el fin de evitar los nudos y el malestar que esto le puede llegar a provocar. Un cepillo suave de púas largas sería lo más recomendable.

Alaskan Malamute en adopción

Sabemos que se trata de un animal irresistible y que, de cachorro, es un auténtico peluche. Sin embargo, antes de decidirte por una raza de estas características es esencial analizar si eres o no capaz de cumplir con todas las necesidades que tiene el Alaskan malamute.

No olvides que la web “Kiwokoadopta” te ofrece la posibilidad de encontrar un Alaskan Malamute que necesite ser adoptado en cualquier lugar de España. Para ello, este buscador permite seleccionar diferentes provincias, además de seleccionar características como el tamaño y la edad del animal.

En tiendas Kiwoko y en www.kiwoko.com encontrarás todo lo que necesita tu Alaskan Malamute para ser feliz. ¡Conoce más consejos sobre esta y otras razas en nuestra sección de razas de perro!