Nayeco Candy juguete para roedores

Artículo No. NAY23936
Puntuación clientes: 3.6 de 5

Nayeco Candy juguete para roedores

¡No te lo pierdas! 12% de descuento en tus compras online
Artículo No. NAY23936
Puntuación clientes: 3.6 de 5
Juguete para roedores con el que cuidan su salud dental a la vez que se divierten royéndolo y masticándolo. Fabricado con lino, rafia y hoja de maíz.
2.09€
Disponibilidad:
  • Este producto no está disponible
Información de Envío

Detalles

Juguete para roedores Nayeco Candy.

El cuidado dental es importante con todas las mascotas y fundamental en el caso de los roedores, que por algo son roedores. Por eso son necesarios juguetes enfocados a esa actividad que contribuyan a la salud de sus dientes y mandíbulas.

Candy es un juguete para roedores que cumple ese propósito. Está pensando para su uso por parte de conejos, cobayas, hámsteres, ratones y jerbos y fabricado con materiales 100% naturales.

El juguete para roedores Candy tiene forma de un cilindro, hecho con lino y hoja de maíz, por cuyos extremos sobresalen abundantes hilos de rafia. La rafia es una fibra que puede obtenerse de forma sintética o natural. Su textura lo convierte en un material adecuado para que tu mascota lo roa o mastique, según el tipo de roedor que sea. Así consigue un desgaste adecuado de los dientes y le ayuda a mantener una buena higiene dental. Por no decir que mantendrá entretenida a tu mascota durante horas, lo que siempre es bueno.

 

Características:

  • Juguete para que tus roedores muerdan a gusto.
  • Apto para conejos, hámsteres, cobayas, ratones y jerbos.
  • Promueve la higiene dental y un adecuado desgaste de los dientes.
  • Fabricado con materiales naturales.
  • Evita el aburrimiento.
  • Se recomienda cambiar las partes dañadas conforme se roe para evitar que tu mascota pueda ingerir trozos.

 

Detalles del producto:

 

Material:

Lino, rafia y hoja de maíz.

 

Medidas:

15 cm.

 

Color:

Naranja y blanco.

 

 

Candy es un juguete para roedores con el que tu mascota estará entretenida durante horas mientras ejercita sus mandíbulas. Cuida su salud dental y se divierte al mismo tiempo.